La cámara constituye una afición para la gran mayoría, pero también una forma de ganarse la vida para algunos. Al menos así lo considera la Secretaría de Economía, que contempla este giro como una opción de negocio para pequeños empresarios.
Pero… ¿qué se necesita para instalar un estudio? De inicio, el equipo consta de varias cámaras, lámparas y proyectores para la iluminación, juegos de lentes y materiales líquidos para la impresión y revelado, lo que alcanza un monto próximo a los 126 mil pesos.
Según explica la Secretaría, la inversión mínima para una pequeña empresa sin terreno, construcciones, ni capital de trabajo, asciende a un millón cien mil pesos. Unos 900 mil pesos se destinan a equipo principal y los otros 200 mil en equipo auxiliar.
El valor del terreno varía dependiendo de la entidad federativa, localidad y ubicación particular, estimándose en 200 mil. Las construcciones e instalaciones se calculan en 250 mil. No se considera el capital de trabajo para iniciar operaciones.

Producto y demanda
Con los avances tecnológicos de hoy en día, el giro trabaja con imágenes digitales almacenadas en disquetes, las cámaras son automáticas, las fotos pueden retocarse y procesarse por computadoras.
Dentro de los diversos tipos de productos que se elaboran se tienen fotografías de los siguientes tipos: infantil , infantil en color, credencial, óvalos, rectangular, diploma, pasaporte, título y foto estudio (bodas, XV años).
También es posible ofrecer videofilmaciones de algún evento, incluyendo como extra efectos especiales, música, álbum fotográfico y títulos.
Los rangos de producción en temporada alta alcanzan las 500 fotografías diarias.
La demanda del servicio se incrementa en los meses de julio-agosto y noviembre-diciembre, debido a que en estas fechas concluye y da inicio el ciclo escolar, para trámites como pasaportes, títulos, entre otros. En noviembre y diciembre se incrementa la demanda de fotografías de estudio y videofilmaciones por bodas y eventos especiales.
El horario regular de trabajo es de lunes a sábado de 10:00 a.m. a 8:00 p.m., con personal de cualquier sexo de 20 años en adelante, con experiencia en fotografía como cursos, seminarios o talleres, según estima la Secretaría de Economía.
Este horario puede ampliarse con relación a los eventos y festejos a los que se tenga que acudir para tomar videofilm o tomar fotografías especiales.